Los defensores de Derechos Humanos, los líderes sociales y sindicalistas colombianos son objeto de una campaña de amenaza, desplazamiento y ataque político que ha originado el asesinato de algunos de estos.

Ante esta situación, la Asociación Sindical de Educadores del Municipio de Medellín, ASDEM, en cabeza de la Junta Directiva y el Comité de Derechos Humanos (DD. HH) se pronuncia emitiendo voz de protesta, exigiendo al Gobierno Nacional garantías para el ejercicio de su labor.

Hoy, en todo el país, se vive un clima de angustia e incertidumbre relacionado con el recrudecimiento de los actos violentos que ha hecho que los líderes sociales y sindicales se vean maniatados al momento de ejercer su labor de defensa. Ante esta oleada de vulneración de Derechos Humanos en el país, no podemos ser indiferentes y por eso, con profundo dolor, rechazamos todo tipo de acciones que atenten contra la vida de nuestros hermanos defensores de causas justas, que luchan en pro de comunidades desprotegidas.

La Junta Directiva y el Comité de Derechos Humanos de ASDEM resaltan la importancia de crear espacios de diálogo y comunicación asertiva que garanticen el ejercicio de funciones propias de defensores de Derechos Humanos, líderes sociales y sindicales, sin temor a ser blanco de amenazas, desplazamientos y ataques políticos. En tal sentido, ante esta gran problemática, convocamos a todos los docentes, directivos docentes y comunidad educativa en general a trabajar y organizarse para tomar consciencia y, de esa forma, posibilitar la construcción de tejido social que conduzca a una convivencia en paz.

Llamamos a todo el movimiento magisterial de Medellín, en particular a nuestros asociados, a movilizarnos el 25 de julio y participar activamente del paro de 24 horas convocado por Fecode y las centrales obreras en defensa del derecho a la vida, el respeto a los defensores de Derechos Humanos, líderes sociales y sindicales. Igualmente, exigir un servicio de salud con atención eficiente y el cumplimiento de los acuerdos pactados con el Gobierno Nacional.

  

Fraternalmente, 

Junta Directiva ASDEM y Comité de Derechos Humanos.